La semana que viene tengo uno de los objetivos deportivos más apasionantes de mi vida deportiva, cruzar la isla de Gran Canaria corriendo acumulado 125km y 7500 metros de desnivel positivo que vendría a ser como ir del nivel del mar a un poco por encima del Aconcagua (6.962m de altura) y luego bajar.
Para conseguir éste y cualquier objetivo desarrollo tres pasos que en estos 15 años de aventuras deportivas pocas veces han fallado, muy pocas.
El primer paso es marcarme un objetivo ambicioso pero realista para que la motivación no se convierta en frustración
El segundo paso es la constancia, el entreno, la disciplina de la alimentación, el descanso, el cuidado del cuerpo y mente.
El tercer paso es el no dudar de mi el estar totalmente convencido de que voy a conseguir la meta y que no dudo ni un segundo de las capacidades que he ido adquiriendo durante estos meses de entrenamiento para llegar al objetivo deseados.
Tres variables totalmente extra polables a nuestro día a día profesional, en mi caso de day trader. Como trader me marco objetivos de beneficio alcanzables para no arriesgar en exceso y provocar pérdidas, siempre esperando el momento adecuado para hacer la operación. Como trader soy constante en mi análisi diario para optimizar los valores y estrategias que me pueden dar probabilidad de éxito y como trader no dudo del método que llevo desarrollando desde 1999 ya que cualquier duda puede provocar una variación y su consecuente pérdida.

Comenta 2 Comments

  1. Excelente, me gusto la actitud.

    Responder

  2. Espero que tengas éxito. La esencia de la motivación solo puede entenderse sobre la base de la interacción de todos los factores. Y sobre todo la motivación de logro y rasgos de personalidad. La motivación para la autoafirmación es muy importante: el deseo de establecerse en la sociedad; Asociados con la autoestima, la ambición, el orgullo. El atleta está tratando de demostrar a los demás que vale algo, esforzándose por obtener un cierto estatus en la sociedad, quiere ser respetado y apreciado. A veces, el deseo de autoafirmación se refiere a la motivación de prestigio, el deseo de obtener o mantener un alto estatus social.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *